Cómo responderá el pueblo mexicano ante una invasión militar yanqui con el pretexto del narcotráfico?

1. El embajador yanqui Carlos Pascual dijo -según publicó Wikileaks- que el presidente Felipe Calderón es un ignorante, un tonto o un incapaz, para enfrentar los problemas de narcotráfico, delincuencia organizada e insurgencia terrorista en México; pero antes Hillary Clinton, Janet Napolitano y muchos funcionarios más del gabinete de Obama -como si fuera una burla- lo habían difundido dentro del gobierno nacional. Partiendo de esa realidad, el gobierno de los EEUU ha buscado cualquier oportunidad para implantar de manera abierta a su ejército en México, aunque en los hechos más de 10 mil agentes de la CIA, FBI, DEA, agentes aduanales, agentes de embajadas y consulados, etcétera, se inmiscuyen como espías en todos los estados de la República. Pero EEUU, como siempre, en busca de “una provocación” real o hecha por él mismo, ha encontrado con el asesinato del su agente Zapata el pretexto.

2. La realidad es que los gobiernos yanquis -por su poderío militar y económico, así como por su papel de policía mundial- se sienten con todo el poder para clasificar a los demás gobiernos del mundo; por ejemplo decir cuáles son los países “democráticos”, los “dictatoriales” y los que aún están siendo “estudiados”. Durante un siglo apoyó a los gobiernos golpistas y dictadores militares: los Somoza, Batista, Strossner, Pinochet, Videla, etcétera pero, como eran “sus” dictadores los catalogó como democráticos. Por el contrario el gobierno yanqui construyó un “eje del mal” con los países críticos, con sus opositores, para hacerles la guerra y colocó a Irak, Irán, Corea, Venezuela, Cuba, Libia, Nicaragua, Bolivia y a todos aquellos países donde los yanquis son desnudados como imperialistas. Hoy se publica que la yanqui Clinton aplaude a los gobiernos de Chile, Colombia y Brasil, mientras se opone a Venezuela, Nicaragua y Cuba.

3. ¿Pero el pueblo mexicano -manipulado ideológicamente durante más de 50 años con un pensamiento pro-yanqui- tendrá la capacidad para comprender lo que significa una invasión extranjera al territorio mexicano? ¿Qué tal si nos salen con que es la oportunidad para que México todo pase a formar parte del territorio yanqui y así cobrar en dólares y de paso aprender a hablar inglés? En 1847, 1862, 1914-16, aún hubo resistencia porque existía un pensamiento nacionalista en el ejército, en los mexicanos, en una parte de sus gobiernos; pero a partir del endeudamiento, del desempleo, la emigración, pero sobre todo de la gran campaña que TV realiza aconsejando el “modo de vida yanqui”, no estoy seguro que el pueblo mexicano resista. ¿Se imaginan a Televisa, TV Azteca, Radio Fórmula, apoyando la invasión yanqui porque los mexicanos no fueron capaces de combatir el narcotráfico y, por el contrario, deberíamos aplaudir a los yanquis que vienen a salvarnos?

4. ¿Qué harán los socialdemócratas, los priístas y los panistas en caso de una invasión yanqui? Lo seguro es que la ignoren porque seguirán en sus campañas políticas por el legislativo, las gubernaturas y la Presidencia; aún más en vez de protestar, quizá negocien apoyo político por parte de los invasores yanquis. Espero estar en un error, pero por experiencia es lo que veo y siento. Aquello de que el pueblo mexicano organice guerrillas, participe en grandes movilizaciones de repudio y construya su propio ejército anti invasor, parece haber quedado en el pasado nacionalista y en países africanos, asiáticos y latinoamericanos con alta conciencia de dignidad. ¿Qué podemos hacer contra una invasión yanqui si toda la alta jerarquía del ejército, la marina y la aviación fue entrenada e ideologizada por las fuerzas armadas yanquis? Ante esta realidad no temo que nadie proteste ante una invasión; sino me llenaría de coraje y vergüenza ver que sean recibidos los invasores con aplausos.

5. El entreguismo de Calderón y de su gobierno hacia los yanquis es total. Hoy decía un analista que Calderón acude en su visita a EEUU sin programa, sin agenda, y sólo sujeto a lo que Obama le diga y le ordene. Siempre acuden los presidentes con la cabeza gacha como esperando recibir las órdenes de lamer las botas del presidente imperialista. Por eso todos preguntan: ¿A qué va Calderón a los EEUU? ¿Lo mandaron llamar para una regañiza, para que le pidan la renuncia, para anunciarle una invasión o para entregarle más armas y dinero? Nadie sabe a qué va porque no hay ninguna agenda. Pero lo que calma es que “somos amigos” de los EEUU, así como lo es Colombia, Perú, Costa Rica, Chile y otros que pertenecen al “eje del bien”. ¿Agentes yanquis armados en México para complacer una solicitad de Calderón y de la secretaria Patricia Espinosa? Eso  espera el gobierno de Obama para intervenir abiertamente en México. La bronca es que, aunque no haya una resistencia abierta, es posible que se organice una cacería con altas consecuencias.

Pedro Echevería

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

No Comments to “Cómo responderá el pueblo mexicano ante una invasión militar yanqui con el pretexto del narcotráfico?”

  1. Creo que ya aflora con más cinismo y sin tapujos, el caracter de servilismo del empleado del gobierno norteamericano, o sea de Felipe Calderon. Pero eso me ha quedado claro casi desde que usurpó la presidencia. Sin embargo lo que me trae de cabeza, es:¿ que vamos a hacer como pueblo o como nación? para poner al menos un obstaculo a esta inminente ocupación militar, que a ser verdad ya se inicio tiempo atrás. Yo sinceramente solamente le veo una puerta. Es la experiencia de otras naciones, y especificamente las acciones de su sociedad en conjunto, la que ha permitido al menos liberarse de esos secuestradores de naciones. Si habrá necesidad de detonar lo que quizas despues sea una batalla civil. Tal vez ese sea el precio. ¿Estamos convencidos de ello? El dialógo institucional es una falacia, una hipocrecia para superar problemáticas como la que vivimos.Es necesario construir un México libre: pues la afrenta esta a la vista: Cuba, Venezuela………son el ejemplo a seguir ¿podremos como sociedad? conscientizarnos de esto. Hasta pronto.

  2. yo creo que la gente, pendeja para variar, se sentiría encantada de la vida…. Y que decir de los pinches capitalistas que dirán que esto traera oportunidades (privatizaciones) y esas mierdas al país.

    A menos que, de repente, a la gente le salga su “viva mexico” de cada 16 se septiembre y quieran de verdad tener un país soberano.