Censura Televisa y Warner, Documental de Mandoki sobre elecciones presidenciales del 2006

La Jornada

México, DF. Televisa presionó a la distribuidora cinematográfica Warner Bros. México para que impida la exhibición del largometraje 2 de julio: el fraude que nadie vio, pese a que la trasnacional había ofrecido presentarla con 150 copias en todo el país.

“Los responsables directos de la censura son Emilio Azcárraga Jean y Bernardo Gómez”, afirmaron este lunes en rueda de prensa Luis Mandoki, Federico Arreola y Pablo Mandoki, director, productor y productor ejecutivo de la cinta.

__________________

Astillero

Julio Hernández López

Censura

arreola-y-mandoki.jpgLuis Mandoki y Federico Arreola, durante la conferencia de prensa que ofrecieron ayer

1. Francisco Ramírez Acuña es un político sin dimensión nacional que, sin embargo, está en la Secretaría de Gobernación porque apostó tempranamente los recursos del estado de Jalisco en favor de Felipe Calderón y porque a falta de otros méritos gusta fanfarronear de su capacidad para usar “mano dura” contra opositores. Como gobernador, ordenó en mayo de 2004 que se actuara “ejemplarmente” contra manifestantes que en Guadalajara se manifestaban contra la globalización en el marco de una cumbre de jefes de Estado y de gobierno de América Latina, el Caribe y la Unión Europea. Los abusos cometidos (que fueron conocidos y condenados internacionalmente) constituyeron durante mucho tiempo motivo de orgullo de ese mandatario. Ya instalado en Bucareli, Ramírez Acuña se ha atrevido incluso a suspender la transmisión de un programa que en tiempos oficiales pretendía difundir un partido porque, a juicio del funcionario silvestre, contradecía el estado de derecho al calificar de espurio a Felipe Calderón y de legítimo a Andrés Manuel López Obrador (el programa, finalmente, fue transmitido en sus términos originales). Ahora, en el caso de la censura a la presidenta de la mesa directiva de la Cámara de Diputados, la perredista Ruth Zavaleta, el titular de Gobernación habla de “fallas técnicas” del centro presidencial de control de transmisiones televisivas cuando otros canales, nacionales e internacionales, difundieron sin problema las escenas evidentemente prohibidas por decisión política y no por problemas adjudicados con hipocresía a chivos expiatorios de octavo nivel.

2. Emilio Azcárraga Jean y su principal operador, Bernardo Gómez, constituyen un poder fáctico con capacidad de convalidar fraudes electorales mediante sus noticiarios y programas de opinión y de censurar todo aquello que vaya contra la “verdad” mediáticamente impuesta. Luis y Pablo Mandoki, y Federico Arreola, accionistas de Contra el Viento Films, empresa que ha financiado y busca distribuir un documental sobre el fraude electoral de 2006 (además son, respectivamente, director, productor ejecutivo y productor de ese trabajo) han denunciado en el Club de Periodistas las presiones de Televisa a la representación en México de Warner Bros para que el mencionado documental no sea exhibido en nuestro país. No está de más decir que a lo largo del filme de Mandoki hay críticas específicas al papel jugado por Azcárraga y Gómez en los comicios del 0.56 por ciento. Otro opositor a la difusión del documental es Alejandro Ramírez, uno de los dueños de Cinépolis, que alegó ser amigo personal de Felipe Calderón y no estar dispuesto a exhibir material que lo cuestione. Los Mandoki y Arreola plantean que no es cierta la tesis de que en México se ha conquistado la libertad de expresión: “Hoy está claro que un monopolio mediático es capaz de censurar a cualquiera. Ante la debilidad del Estado mexicano, los que censuran en la actualidad no son los funcionarios públicos, sino los poderes fácticos, sobre todo la televisión y muy especialmente Televisa. No nos consta que Televisa haya cedido a presiones de Felipe Calderón para censurar nuestro documental, pero no nos extrañaría que tal cosa hubiese ocurrido, sobre todo a partir de la reciente censura a la presidenta de la Cámara de Diputados”. Tarde o temprano, dicen los impulsores de Contra el Viento Films, “nuestro proyecto llegará a los cines de México” y ya hay invitaciones para participar en festivales internacionales. Por lo pronto, se estudiará la posibilidad de demandar a Warner Bros por los daños derivados del incumplimiento de un contrato de distribución. Y también se busca el financiamiento popular mediante aportaciones que pueden ser depositadas en la cuenta Banamex 1657866462 a nombre de Pamafear SA de CV.

Y 3 Juan Camilo Mouriño Terrazo es el principal responsable de las políticas de censura y manipulación aplicadas desde Los Pinos. El poder que tiene como jefe de la Oficina de la Presidencia se expresa de manera implacable en lo que considera su feudo, el estado de Campeche, en el que no nació, sino en Madrid, pero donde su familia se ha hecho de riqueza extraordinaria. El pasado 1º de agosto (tal vez como regalo de cumpleaños que se otorgó el propio Mouriño) los directivos del canal 26, Mayavisión, anunciaron al periodista Enrique Pastor Cruz Carranza que su programa Efecto dominó, que se transmitía en Campeche durante una hora, los lunes y los miércoles en horario nocturno, saldría del aire a menos que el conductor se comprometiera a no realizar entrevista, alusión o señalamiento alguno referido al multimencionado Mouriño Terrazo, de cuyo historial el periodista Cruz Carranza ha sido un empeñoso denunciante. El periodista, que obviamente no aceptó el condicionamiento, pudo criticar “al espurio Felipe Calderón, al gobernador Jorge Carlos Hurtado y hasta a George Bush y Benedicto 16”, pero no a quien denomina Iván el Intocable.

Astillas: ¡Oh, no! El buen mandatario recientemente reconocido por los perredistas en su condición constitucional tal vez no vaya a estar en posibilidad de cumplir plenamente los acuerdos que le permitieron llegar a San Lázaro sin moros perredistas en la costa. Él es bueno y le gustaría ser cumplidor, pero ¡caray!, se están enredando las pláticas entre partidos (e incluso el secretario de errores técnicos, Ramírez Acuña, ha declarado formalmente rotas las pláticas sobre reforma electoral) y el panismo se le está alebrestando al licenciado Calderón, como puede verse en la valiente irrupción del barbado Diego que rompe lanzas en defensa del IFE. ¡Oh: ¿otro zavaletazo?! El presidente de la Comisión Gástrica de Derechos Ufanos ha formalizado su dictamen médico respecto de la muerte de la señora Ernestina Asención… Y, mientras 50 millones de mexicanos pobres nunca se enterarán de que en www.carlosslim.com se explica, justifica y ensalza el enriquecimiento extremo, ¡hasta mañana, con el PAN como padre obligado a reconocer la paternidad del proyectado impuesto a la gasolina!

___________

Censura “disfrazada” contra Fraude: México 2006

Juan José Olivares

“Nos censuraron y bloquearon cabrón. Parece que no salimos de lo arcaico”, asegura en entrevista el cineasta Luis Mandoki, director de Fraude: México 2006, “primer documental que registra en el mundo un fraude electoral”, el cual, pese a recorrer un camino sinuoso de trabas en su realización, posproducción, distribución y exhibición, se proyectará a partir de hoy en nuestro país con 200 copias.

La censura “disfrazada” ha sido recurrente contra este filme, que documenta “el fraude” cometido en las elecciones presidenciales pasadas en México. A un día del estreno, Mandoki y el productor Federico Arreola denunciaron en conferencia que algunas estaciones de radio del interior del país “censuraron” el espot promocional de la cinta, argumentando que “ataca al poder y al Presidente y que la Secretaría de Gobernación podría multarlos”, cuando “ya les habíamos pagado. El espot estaba hecho de un fragmento de la cinta que la propia Gobernación vio y autorizó, y que incluso nos dio clasificación para todo público (A). Entonces no hay razón alguna para no pasarlo. Es mentira: que no le echen la culpa a Gobernación, son ellos; quién sabe por qué razón han decidido ser censores cuando ya habían hecho un acuerdo mercantil con nosotros”, dice Mandoki, quien adelantó que la semana próxima presentarán una demanda civil contra esas radiodifusoras.

Entre las estaciones que “censuraron el espot” están: la Poderosa, la Nueva Amor y EXA (de Veracruz), Radio Fórmula, Súper Turquesa y MIX (Cancún), la Z, la Tremenda y Digital FM (Morelia), la Kaliente, la Mejor y la Nueva Amor (Hermosillo), la Comadre, Máxima y la Ke Buena (Culiacán), la Comadre, la Nueva Amor y la Ke Buena (Acapulco), la SJ y la Nueva Radio (Saltillo), Sonido Cristal, Digital y Ultra 101.3 (Toluca), la Tropical Caliente, Digital 90.1 y la Grupera Mera Mera (Puebla), EXA FM, la Nueva Amor y Radio Lobo FM (Pachuca) y la Comadre, Radiológico y EXA (Cuernavaca).

A decir del realizador, esto “es grave porque son ciudades en las que habíamos planeado una estrategia de promoción y no hay otra forma de difundir el filme. Nos tienen que regresar el dinero, pero más allá de eso los vamos a demandar ante un juzgado civil. No quiero interpretar, pero los hechos son ésos y otros”. Ejemplificó: “Canal 40 había pactado cuatro entrevistas conmigo, nos canceló ‘por razones de contenido’. El hecho es que tanto Televisa como Tv Azteca no nos han abierto un solo espacio. Que no hablen de apertura y libertad de expresión; no la hay”.

Dice el creador de cintas como Voces inocentes y Gaby: una historia verdadera, entre muchas otras, que al margen del dinero, lo grave es que miles de personas no escucharán el espot ni verán la película. “Teniendo poco dinero, debíamos escoger cuidadosamente adónde iba; por eso duele”.

Acabar con “la pinche corrupción”

No obstante, el coraje y la pasión que Mandoki tiene por “acabar con la pinche corrupción de México”, así como por hacer “un contrapeso al crimen que se está efectuando en los medios, que es la desinformación”, le dan aliento para seguir adelante, sin hacer de lado la importancia de que hubiera una mujer a su lado que le dijo: ‘no te puedes ir de México sin hacer esta película’. Y, “¿por qué no usar la experiencia que uno tiene para darle algo a tu país?”

Mandoki siempre pensó que la cinta –que ha despertado el interés de verla de personalidades como el actor y director estadunidense George Clooney– “iba a salir pero no sabía cómo”. Relata: “El 30 de noviembre (del año pasado) estaba comiendo con Federico Arreola (el productor). En el lugar había unos 20 panistas que empezaron a agredirnos. Sabían que estábamos en el proyecto. También hablábamos con gente de cine que nos decía que los exhibidores no nos iban a sacar la película. Ése y muchos otros aspectos eran el panorama”, en ese momento.

El realizador asegura que si esta cinta la hubiera hecho en 2014 sería bienvenida, “como si alguien hubiera realizado una en 1988. Lo que les duele es que se llevara a cabo ahora. Es un crimen que los medios se desentiendan de su obligación: informar bien. La cuestión es que se habla de política y para mí, un sinónimo de político mexicano era hombre rico. Llegar a un puesto importante implicaba el mejor negocio del mundo sin ninguna inversión ni riesgos”.

Mandoki ha trabajado sin cobrar un solo peso; ha rechazado buenas ofertas, y comenta: “Estoy loco porque amo a mi país, y por eso me identifico con (Andrés Manuel) López Obrador, porque para mí el sinónimo de político mexicano es, como te digo, hombre rico, obviamente corrupto e impune. En cambio, para mí la política es ser buen servidor público”.

Cabe mencionar que en el proceso de edición de la película, agrega Mandoki, “tuvimos la presencia de dos personas del Cisen (de Gobernación), a tal grado, que la gente del equipo les ofrecía sándwiches para que comieran. Siempre nos vigilaron. Por otro lado, conté con un grupo extraordinario de cineastas que bien pudieron haber estado filmando comerciales, sin embargo, para ellos, esta cinta ‘era el trabajo más importante porque habían hecho algo por su país’”.

—¿No teme a que no le den trabajo?

—Entre películas filmo comerciales. Acabo de hacer una campaña en Estados Unidos; pero en México esto se acabó. No me han dado uno solo, no obstante, no cambiaré mi forma de actuar.

“Hace poco recibí una llamada de George Clooney, quien se enteró del documental y me mandó decir que quería verlo en cuanto estuviera subtitulado: así como se te cierran las puertas se te abren otras, y sobre las primeras, qué bueno, porque son de personas que piensan de forma diferente a la tuya”.

Mandoki y los productores prevén la posibilidad de que el largometraje salga de cartelera la primera semana de exhibición, como otra forma de “censura sutil”, al reportar otros números. “Lo que estamos armando es una red de interventores ciudadanos para que verifiquen todas las funciones en todos los cines del país, porque lo que puede pasar es que te reporten que no hicimos dinero y que vamos para afuera. Si meten números falsos lo vamos a saber”.

El cineasta recuerda algunos de los momentos más emotivos del filme, por ejemplo, “la resolución del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, que es una vergüenza que se llame así. Esos no son jueces, son paleros, son gente que de seguro se metió una buena lana a la bolsa. Le ves su vergüenza y luego, con hipocresía, entregando la constancia. Me causó repulsión y asco que gente que se dice ser mexicana actúe de forma tan deshonesta”.

Para Mandoki, la elección representaba algo importante: “seguir en la mierda de décadas de corrupción del PRI. Se cambió al PAN, que sí cambió: se volvió peor y más cínico. Había gente de la tercera edad que me decía: ‘usted dice que habrá un final feliz, pero cuándo, lo queremos ver en vida’ y todo eso te estruja y te duele. Si hubo fraude es porque no ganaron, y si no triunfaron es porque en México hay conciencia. Yo estoy totalmente convencido de que sí hubo fraude”.

—¿Han recibido amenazas?

—Poquitas.

—¿Se siente afortunado por haber hecho esta cinta?

—Sí. Además, el cariño de la gente sin recursos es conmovedor. No estaría en paz si hubiera hecho una cinta en Estados Unidos. Mi esposa me decía que era mi compromiso, aunque es un milagro que se pueda exhibir.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…


Comments are closed.