La Otra Guerra Secreta

El investigador y escritor Jacinto Rodríguez Munguía, presentó su libro La Otra Guerra Secreta, donde revela sus hallazgos en el Archivo General de la Nación sobre la relación de complicidad de los más importantes medios de comunicación y de información con el poder político para ejercer acciones propagandísticas que llevaran al pueblo a ser controlado por esa tiranía que, quisiera poder decir, se acabo en el año 2000 al perder el PRI la presidencia de la república pero que por desgracia se mantiene hasta nuestros días. Los hallazgos provienen de los años 60 hasta principios de los 80, sin que esto quiera decir que ya no siguieron haciendose estos arreglos entre el poder político y el poder mediático en los años posteriores, lo que puedo concluir es que ya para los años 80 (si es que no desde antes) el pueblo estaba tan bien aleccionado que simplemente era continuar con la la dosis de la misma receta, e insisto en que continúa hasta la actualidad, o me va a decir cualquiera de ustedes que cree que la mayoría de los medios son objetivos y veraces, que tienen un compromiso con el auditorio más que con el poder político o empresarial, tal vez son contados los medios y los periodistas que pueden ser confiables y eso hasta cierto punto, uno nunca sabe, yo no metería las manos al fuego por ningún periodista, por más creible que me parezca hasta el momento. Lo que si está pasando es que ya nos estamos dando cuenta por donde va el juego y sólo espero que no sea demasiado tarde para buscar maneras de contrarrestarlo, debemos ser más críticos de lo que se nos dice en la radio, la prensa, la televisión y otros medios como el Internet, no está de más ser desconfiados, dice el refran que “hombre prevenido vale por dos”, pero propongo ir más allá, y es que una de las cosas que ha conseguido está propaganda es dividirnos, siguiendo el famoso “divide y venceras”, entonces digo; “hombres unidos valen muchisimo más” y es que unidos tenemos poder, es decir, unámonos con nuestros vecinos, compañeros de trabajo y con toda la gente que podamos para defendernos de esos grupos que han llegado a adquirir un poder nunca visto en la historia del hombre, sólo así podremos enfrentarlos.

Para terminar los dejo con la entrevista en CNN de Carmen Aristegui con el autor del libro Jacinto Rodríguez Munguía y el mestro Miguel Ángel Granados Chapa, donde se habla con más detalle del libro y a comprarlo y leerlo.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

No Responses to “La Otra Guerra Secreta”

  1. Hola, me refiero a un comentario que ya he borrado por ser un tanto agresivo de una persona con su mismo nombre que reclamaba el que esos comentarios estuvieran aquí, que él era el autor pero que él no los había dejado y me pedía que los retirara, pero no los retiré porque no coincidía su ip y el avatar que lo identifica, es decir que quien reclamaba no era la misma persona que dejó los comentarios de arriba, de hecho me sorprende que usted diga que nunca había estado en esta página ya que su avatar, la imagen que aparece para identificarlo, en este comentario, es la misma que la de dichos comentarios y prácticamente es como una huella digital, es decir, este comentario al que contesto es de la misma persona que publicó los comentarios, o sea, fue usted mismo y parece no acordarse, haga memoria, fue en el 2008. El avatar es nada más de usted, no puede tenerlo otra persona, en resumen, por el avatar identifico que usted fue la misma persona de los comentarios arriba y no lo recuerda. Saludos!

  2. Buena noche PoKaMa.
    Disculpa, pero hasta ahora me encontre con esta página. Yo soy José Luis Elías García y me hago llamar El Hombre de La Mancha y tenía el blog http://www.diogenes2008.blogspot.com y los artículos que están arriba en esta página yo los escribí, como cientos de otros más.
    Pero no se, porque no los veo, a qué comentarios te refieres.
    Por cierto, anoche me enteré, que en el DF, vive una persona que se llama igual que yo, con los mismos nombres y mismos apellidos. Si logra ver este artículo, que contacte conmigo a movereelgar@hotmail.com en Ciudad Juárez, Chihuahua.
    Buen fin de semana.

  3. Buenas tardes señor Elías, efectivamente, aparecen como comentarios, es decir, yo no los tomé de ningún lado, fueron puestos por alguien con su mismo nombre y el correo con que se identifica es el mismo que el que usted pone solo que la dirección IP de usted es de el DF y la dirección IP de quien envío esos comentarios es de Cd Juárez, ciudad donde radica el dueño del blog diogenes2008.blogspot.com… digamos que ya no se quien es el verdadero señor Elías García…

    En todo caso puedo eliminarlos aunque antes me gustaría comprobar que usted dice ser quien es y no alguien que esté usurpando la identidad del autor.

    Por cierto que quien lo hizo, no parece haberlo hecho de mala fe ya que enlazó al blog original y me extraña que hasta ahora reclame esto cuando en su momento hubo varios clics para dicho blog.

  4. Me he dedicado a la investigación periodística sobre todo del tema migratorio. En este momento me encuentro realizando un trabajo sobre el periodista y periodismo en Guerrero, creo que el trabajo de Jacinto Rodríguez, me será de mucha utilidad.
    Y créanlo: los compañeros reporteros te dicen lo mismo, te vas a echar encima a los compañeros y a los dueños de los medios. Correremos el riesgo.

  5. ¿DICTADURA PARTIDOCRATICA O INQUISICION POLITICA JUDICIAL?

    La Reforma Constitucional promovida por los tres partidos “grandes” PAN, PRI Y PRD el año 2007 (sin tomar en cuenta a los llamados partidos emergentes, partidos chicos o rémoras, como se les ha dado en llamar, que muy conveniente, económicamente hablando, para conservar sus prerrogativas “seguir prendidos de la ubre”), como consecuencia de las intervenciones e influencia de los medios de comunicación y algunos empresarios, que se dijo fueron determinantes en los poco claros resultados electorales en el 2006, tanto que hasta la fecha nadie en México tiene la plena certeza de quien triunfó en la elección presidencial pasada, muy sospechosamente en esta ocasión si se pusieron de acuerdo para que con esta reforma, se eliminara la posibilidad de que estos actores mediáticos y económicos influyeran en el futuro, en el resultado electoral en cualquiera de los tres niveles de gobierno.

    Además, para eliminar el que entre partidos y candidatos se dieran las campañas sucias o negras, para que no se siguieran aventando hasta con la mano del metate y se sacaran los trapitos personales al Sol..

    Definitivamente, estuve completamente de acuerdo con esta parte de la reforma.

    El problema es que ya entrados, se fueron hasta la cocina estos respetabilísimos legisladores, ya que en contra no solo de la democracia, que aunque con muletas ya empezaba a caminar en nuestro país, sino en contra también de las garantías individuales inalienables, consagradas en Nuestra Carta Magna e inscritas en el artículo 6º. Y el 7º. como son:

    Artículo Sexto Constitucional.- La manifestación de las ideas no será objeto de ninguna inquisición judicial o administrativa, sino en el caso que se ataque a la moral, los derechos de tercero, provoque algún delito o perturbe el orden público; el derecho a la información será garantizado por el Estado.

    Artículo Séptimo.- Es inviolable la libertad de escribir y publicar escritos sobre cualquier materia. Ninguna ley ni autoridad puede establecer la previa censura, ni exigir fianzas a los autores o impresores, ni coartar la libertad de imprenta, que no tiene más límites que el respeto a la vida privada, a la moral y a la paz pública. En ningún caso podrá secuestrarse la imprenta como instrumento de delito.

    Es decir: En una flagrante violación a estos artículos, baluartes de la libertad de expresión.

    Como ciudadanos comunes y corrientes (si los amparos que más de una docena de ciudadanos han promovido ante La Suprema Corte de Justicia de La Nación en contra de esta aprobada reforma no prosperan), no podremos opinar acerca de los candidatos o procesos electorales, sean buenos o sean malos.

    Aún más. En el artículo 35, fracción II, queda establecido el que un mexicano que haya cumplido con el requisito de haber cumplido la mayoría de edad y tener un modo honesto de vivir, pueda ser votado para todos los cargos de elección popular y nombrado para cualquier otro empleo o comisión teniendo las calidades que establezca la ley.

    En contravención con este artículo y fracción, el único medio legal para que un ciudadano pueda llegar a un puesto de elección popular, es a través de un partido político.

    Pero como millones de ciudadanos ya estamos hartos de estos monopolios políticos, corruptos y corporativistas; algunos, como el ex canciller Jorge Castañeda, han pretendido arribar a estos cargos públicos por medio de las candidaturas independientes, pero les ha sido negada esta posibilidad,

    Es por ello que en esta reforma, como protección de sus muy perversos intereses político-económicos y en previsión de que Jorge Castañeda y otros, consigan el ampar promovido ante cortes internacionales, por la violación a sus garantías individuales y sus derechos humanos, los diputados dispusieron cerrar la puerta a este tipo de candidaturas.

    ¿Dónde quedó el espíritu democrático del cual presumen?

    Para nuestros ínclitos representantes populares en las dos cámaras legislativas, quienes con todas las diferencias políticas-ideológicas que presumen tener, en lo único que se han puesto de acuerdo muy curiosamente, ha sido para cumplir con una de las facultades que como tales tienen, inscrita en la Fracción I del Artículo 77 de La Constitución General de la República que a la letra dice:

    Artículo 77.- Cada una de las Cámaras puede, sin la intervención de la otra:
    Fracción I.- Dictar resoluciones económicas relativas a su régimen interior.

    Es decir: Principalmente aumentarse sus onerosos sueldos, prestaciones, fijarse bonos de retiro etc., sin consultar a nadie, menos a los contribuyentes, quienes las pagan.

    Les resulta muy conveniente que sean ellos quienes revisen, aprueben o rechacen el presupuesto que el ejecutivo federal les presenta. Pero. ¿A ellos quien los fiscaliza?

    Es de urgente necesidad patriótica, que los mexicanos que tengamos la posibilidad de pensar racionalmente en los temas políticos, preocupados y ansiosos por implantar en nuestro país un verdadero sistema de gobierno democrático, Elevemos nuestra enérgica protesta contra este atentado a nuestras garantías individuales consideradas como inviolables constitucionalmente.

    Ya que al permitir estos atropellos legislativos, es muy probable que en el próximo periodo de sesiones, modifiquen o deroguen los artículos 39 y 40 que dicen en el Título Segundo, Capitulo I DE LA SOBERANIA NACIONAL Y DE LA FORMA DE GOBIERNO.

    Artículo 39.- La soberanía nacional reside esencial y originariamente en el pueblo. Todo poder público dimana del pueblo y se instituye para beneficio de éste. El pueblo tiene en todo tiempo el inalienable derecho de alterar o modificar su forma de gobierno.

    Artículo 40.- Es voluntad del pueblo mexicano constituirse en una república representativa, democrática, federal, compuesta de estados libres y soberanos, en todo lo concerniente a su régimen interior; pero unidos en una federación, establecida según los principios de esta ley fundamental.

    Con las demandas de amparo presentadas por intelectuales, comunicadores y algunos empresarios, ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación en contra de esta absurda y anticonstitucional reforma, los magistrados que la integran están en el momento histórico de definirse y trascender como el órgano supremo que tiene la facultad de arbitrar, dirimir y resolver en torno a los conflictos que generen los otros dos poderes de la Unión en contra de de los mexicanos.

    O en su defecto, que se les reconozca como un órgano, y medio que permite flagrante e impunemente la violación de los derechos de los ciudadanos consagrados en nuestra Carta Magna.

    Es la instancia que en principio debe actuar en este caso, ya que resulta muy sorprendente, que los hoy integrantes del Partido Acción Nacional, cuyos antecesores por años, mientras eran oposición durante la hegemonía priísta por cerca de setenta años (“la dictadura perfecta”, según el escritor peruano Mario Vargas Llosa), se rompían las vestiduras por las constantes reformas y violaciones a la constitución de parte de los gobernantes tricolores, hoy estén más que dispuestos a hacer lo mismo y de peor manera.

    Esto bien pudiera justificarse en los miembros de los otros, hoy híbridos partidos políticos, incluso en los llamados panistas silvestres arribistas, sin principios doctrinarios.

    Pero lo que resulta verdaderamente inaudito, es que el presidente Felipe Calderón Hinojosa, quien entre otras cosas fuera propuesto como candidato y llegara a la presidencia de la república por ser un panista de cuna, hijo de uno de sus ideólogos fundadores más reconocidos, Luís Calderón Vega (Qepd),

    Ya que Felipe Calderón Hinojosa, al momento de tomar protesta como presidente de la república, se dirigió a los asistentes con estas palabras:

    “Protestó guardar y hacer guardar La Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y las leyes que de ella emanen y desempeñar leal y patrióticamente el cargo de Presidente de la República que el pueblo me ha conferido, mirando en todo por el bien y la prosperidad de la Unión y si así no lo hiciere, que la Nación me lo demande”, haya permitido y esté guardando un ominoso silencio en torno a esta flagrante violación a las garantías constitucionales de sus gobernados.

    ¡Pues bien! En lo que la Suprema Corte de la Nación resuelve en relación a los amparos presentados en contra de la reforma en comento.

    C. Presidente Constitucional de los Estados Unidos Mexicanos, Felipe Calderón Hinojosa.

    José Luís Elías García. Mexicano, mayor de edad, en el pleno uso de mis derechos y facultades que la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos me confiere, y con el mayor de los respetos a su Alta Investidura.

    Demando de Usted, el cabal e irrestricto cumplimiento a lo que protestó cumplir y hacer cumplir, al tomar posesión como Presidente de México en diciembre del año 2006, del más elevado cargo al que un mexicano puede aspirar en nuestro país.

    Ciudad Juárez, Chihuahua. Junio 27 del 2008.

    José Luís Elías García
    El Hombre de La Mancha.
    http://www.diogenes2008.blogspot.com

  6. ATENTADOS CONTRA LA LIBERTAD DE EXPRESION.

    Hoy a la seis de la tarde asistí a un auditorio en la planta baja del Hospital Los Ángeles, en donde tuve la oportunidad de escuchar la magistral conferencia Atentados Contra La Libertad de Expresión, impartida por el Licenciado Rafael Rodríguez López, reconocido periodista mexicano con trayectoria internacional, según el extenso currículo que leyó la conductora del evento.

    Dicha conferencia fue auspiciada por La Sociedad de Periodistas y Comunicadores y cuando menos para mí (culinariamente hablando) fue todo un banquete el escucharlo.

    El Licenciado Rafael Rodríguez, de manera muy clara y precisa hizo una extensa exposición (más bien una valiente denuncia), de la situación de riesgo a la que están sometidos un buen número de los que se dedican al periodismo (amenazas, violencia, asesinatos, coacciones y mordazas), informó que en los países latinoamericanos han sido asesinados cerca de trescientos periodistas, de los cuales en México, en los sexenios de Ernesto Zedillo Ponce de León, el de Vicente Fox y en lo que va de Felipe Calderón ya sumaron setenta. Es decir, el cuarenta por ciento de estos crímenes han ocurrido en nuestro país, en donde los dos ex presidentes han presumido y el actual presume que gozamos de una completa libertad de expresión, y con bombo y platillo, hipócritamente año con año se celebra la libertad de prensa.

    Pero lo que es peor dijo. “Es que por estas razones, muchos periodistas desvirtúan, esconden o suavizan la información” Es decir incurren en la desinformación para con sus lectores, radioescuchas o televidentes.

    Dijo que un periodista en Sinaloa le comentó que no pretende incurrir en esto, pero tampoco ser un héroe.

    A lo que en palabras más, palabras menos le respondió: “En todo caso es mejor y más honesto el silencio”

    Algo que me llamó la atención fue que algunos de los periodistas asistentes, no obstante de la claridad con la que fueron expuestos los temas, hicieron preguntas un tanto absurdas, con pronunciación poco clara y apresurada, a grado tal, que el expositor dijo a una de ellos “al parecer usted no está en la radio”

    En otro caso respondió: “Me parece que está mezclando conceptos al hacer sus preguntas”

    Debo aclarar que en todos los casos el exponente respondió con toda claridad, incluso se extendió en sus explicaciones para la mejor comprensión de quienes lo cuestionaron.

    Además que a diferencia de algunas las pedantes “vacas sagradas” del periodismo y escritores de libros, a quienes he asistido a escuchar, este conferencista fue muy atento y muy condescendiente con los asistentes.

    Aunque ya estoy acostumbrado, no dejó de llamarme la atención, que no obstante haber sido el primero en levantar la mano y de insistir en tres ocasiones a la edecán en que se me concediera el uso de la palabra, no para hacerle preguntas, sino para agradecer al expositor, la oportunidad de haber asistido y haberlo escuchado, fui ignorado olímpicamente.

    Y me causó la impresión que el comentario que en su conferencia hizo el Licenciado Rafael Rodríguez López, acerca de que “Perro no come perro”, ahí se puso de manifiesto lo contrario.

    Finalmente quiero agradecer a la señora Araceli Chávez por haberme invitado a tan magnífica conferencia.

    Ciudad Juárez, Chihuahua. Abril 17 del 2008.

    José Luís Elías García
    El Hombre de La Mancha.
    http://www.diogenes2008.blogspot.com

  7. LA PROFESION DEL PERIODISTA.

    El periodismo como profesión. Como todas las profesiones, debe proporcionar a quien lo ejerce, los recursos económicos que le permitan cuando menos con cierta comodidad, proporcionar vivienda, alimentos, vestido a su familia y educación a sus hijos. Es decir, tener una manera honesta de vivir.

    Tanto el reportero, como el editorialista para hacerse merecedores a este título, tienen como condición ineludible el ser objetivos, veraces, pero sobre todo estar muy alejados de intereses económicos personales, de escribir e informar atendiendo a consignas política-partidistas.

    El reportero debe informar con veracidad de los hechos de los cuales fue testigo. Mientras que el editorialista, una vez que confirmó la veracidad de la información que llegó a su conocimiento, hacer un análisis de la misma y tratar de explicar que razones influyeron para que estos hechos sucedieran. Aún más. Hacer propuestas para prevenir que estos no se repitan.

    En mi opinión muy personal. Estos son los requisitos primordiales para que quien o quienes ejercen la profesión periodística, lo hagan con honorabilidad y respeto para con sus lectores.

    Pero el cumplirlos a satisfacción, implica el que quienes ejercen este tipo de periodismo honesto y veraz, se encuentren en situaciones de riesgo, cuando menos el ser despedidos del medio de comunicación para el que laboran.

    Algunos de estos periodistas, por fortuna muy pocos, presionados por la responsabilidad de satisfacer las necesidades propias y de sus familias, ante lo antieconómico de ser honesto, caen en la práctica de aceptar “chayotes, embutes”, etc. Contribuyendo a la degradación de esta honorable profesión y pasan a formar parte de un selecto grupo que practica la antitesis del enunciado renglones arriba expuesto.

    Este grupo lo integran aquellos que presuntuosamente se llaman periodistas. Que cuando tienen conocimiento de un hecho, especialmente relacionado con políticos, artistas o empresarios de altos vuelos, lo magnifican, agregándole hechos y situaciones ficticias, sin importarles el daño moral y económico que causen, dado que su interés primordial es ocasionar el escándalo y obtener sustanciales beneficios económicos por “su trabajo”

    Muchos de estos periodistas, debido al poder e influencia que por su desviada e inmoral manera de escribir e informar, logran que sus reportajes o editoriales sean publicados en primera plana y a ocho columnas, que las cabezas de la información aparezcan en grandes letras de llamativos colores. Es decir: Periodismo Amarillista.

    Generalmente a este tipo de publicaciones se le da un aparente seguimiento. Pero en cuanto el afectado les llama, les ofrece y entrega lo que pretendían (billetes, posiciones o canonjías), que reparten con el director del medio que les publica. De inmediato dejan de publicar algo al respecto.

    Cuando a estos “respetables periodistas” se les pregunta ¿Por qué no siguieron tratando el tema hasta esclarecerlo? Rápidamente responden: “Yo soy periodista, no investigador” Por lo que el asunto queda zanjado y los bolsillos del periodista con unos billetes más.

    Es más. Algunos de ellos se consideran con toda la autoridad moral para juzgar a quienes en cabal cumplimiento de su responsabilidad social de informar con veracidad, así como a quienes analizan y explican la información. Por el simple hecho de que al informar, analizar y explicar con honestidad, señalan a autoridades y funcionarios de los tres niveles de gobierno que no cumplen con sus compromisos como tales.

    Estos seudo periodistas se convierten en defensores de oficio de estas autoridades y funcionarios y desde sus posiciones de poder, actúan como “sicarios de la pluma, del teclado o de las cámaras”, exponiendo mortalmente a sus juzgados. La historia nos informa de muchos ejemplos.

    En lo personal no me considero periodista. En principio porque no vivo de ello. Cuando mucho me puedo considerar un mal hilvanador de palabras, con las que pretendo formar ideas acerca de mi percepción de lo que acontece en el entorno en que me desenvuelvo y exponerlas, si no a la perfección, si con toda la honestidad de que soy capaz.

    Pero como ciudadano común y corriente y ante la imposibilidad de cambiar la mentalidad de quienes conmigo difieren; hago una invitación a los verdaderos profesionales del periodismo, para que ejerzan su función con veracidad y honestidad, para que cumplan con la responsabilidad social que sus lectores y esta honrosa profesión exigen.

    Ciudad Juárez, Chihuahua. Abril 13 del 2008.
    José Luís Elías García. El Hombre de La Mancha. http://www.diogenes2008.blogspot.com

  8. y ahora si se apuran por la educacion del mexicano la verdad es que este tipo de personas que nos antesedieron en el pasado no tienen adjetivo la verdad no se les puede comparar ni siquiera con los desechos de un ser humano., yo pregunto que tenian en la cabeza este tipo de personas a hoy en dia se save de culturas que incluso no se les compara para nada con las raises de un pueblo como somos nosotros los mexicanos si no para muestra esta la gracia que le encontraron al señor secretario de govenacion ., la verdad es que este tipo de personas no tienen leche.

  9. no creo en la casualidad..y no porque Carmen o cnn lo prepararan, el que ella entrevistará en cnn a el escribidor el día que dejo la W tiene un significado en eso de la mistica de la comunicación… ahora, lo que dice el libro no es secreto, más allá de que descibe estrategias NAZIS de control por medio de los “medios” deja saber que en todo animal político, mejor dicho, en todo peon y alfil del PODER hay un maquiavelo….

  10. Jacinto Rodriguez Munguía es un ejemplo de lo que todos los periodistas deben hacer para defender su oficio. la otra guerra secreta es una joya que devela como scherer y otros mas se caen del totem

  11. Trackbacks